Fabada vegana

¡Hola! ¿Qué tal os va por vuestro rinconcito del planeta? Por aquí se ve tanta gente por la calle que da la sensación de no haber un estado de alarma. Yo sigo en casa con mis perritas, saliendo lo justo, que creo que es lo correcto, aunque las pobres peludinas estén ya un poco aburridas. Pronto llegará el día en el que volvamos a callejear durante horas. De momento, nos toca esperar un poquito más.

Hoy traigo otra receta. Ayer hice una fabada vegana. Yo, que odio las alubias, pero tenía un paquete empezado y no lo quería desperdiciar. Pues bien, quedaron tan buenas que acabé comiendo un plato a las 2 de la mañana, no digo más.

Comparto hoy la receta porque no he escrito nada más para el blog y, de todas formas, cuando algo está tan bueno, no se puede hacer esperar.

Me mantengo ocupadísima terminando mi novela, que ya está a punto de caramelo, por eso no he dedicado tiempo a escribir entradas más elaboradas en el blog. Aunque, luego lo pienso y me pregunto ¿hay algo más elaborado que una buena receta? Ya lo dudo.

Así que, sin más demora, aquí os dejo con la rica receta de fabada vegana. Es muy sencilla de hacer, aunque necesita un poco de tiempo de planificación, pero la fabada en sí se hace prácticamente sola y este es un plato muy completo y nutritivo que no puede faltar en ninguna cocina que se precie.

FABADA VEGANA

Ingredientes:

400 gramos de alubias blancas (en seco)
250 gramos de seitán
2 cucharadas de AOVE
2 cucharadas colmadas de pimentón ahumado de la Vera
2 pastillas de caldo vegetal

Elaboración:

Poner las alubias a remojo al menos doce horas antes de cocinar.

Escurrimos y lavamos bien las alubias. Las añadimos a una olla. Cubrimos con agua fría hasta un dedo por encima de ellas, añadimos una pastilla de caldo vegetal y llevamos a ebullición.

En cuanto hierva, añadimos un vaso de agua fría y esperamos a que vuelva a hervir. Repetimos el proceso dos veces más. Es decir, añadimos tres vasos de agua fría en total, uno cada vez que hierva. Esto se hace para evitar que las alubias se pelen y se deshagan durante la cocción.

Mientras tanto, en una sartén a fuego máximo, añadimos dos cucharadas de AOVE junto con dos cucharadas colmadas de pimentón ahumado de la Vera. Mezclamos bien ambos ingredientes en la sartén y dejamos que se fría el pimentón.

Cortamos el seitán en cubos de no más de 1 cm2 y añadimos a la sartén, añadimos también una pastilla de caldo vegetal y lo mezclamos todo bien, manteniendo el fuego a tope y sin parar de remover para que no se queme.

Una vez que las alubias entren en ebullición, tras haber añadido los tres vasos de agua, y que el seitán esté bien dorado y rehogado en el pimentón, añadimos este a la olla con las alubias. Bajamos a fuego lento y dejamos cocer todo durante 2 horas y media. Revolvemos de vez en cuando para que no se peguen las alubias a la olla.

Probamos que el cocido esté tierno y ya estaría listo para disfrutar.

Espero que os guste. A mí me ha encantado ¡y eso que no me gustan las alubias!

edf


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .